20.11.14

No es posible dejarse vencer y aniquilar por dos fantasmas...


Jueves [1958]

No es posible dejarse vencer y aniquilar por dos fantasmas. Si fueran muchos, en fin... Pero dos fantasmas.

Recordar la paloma blanca que devora a una muchacha. El gourmet que la devora; le corta los pechos, mana sangre, él coloca, en sendos agujeros, dos ramos de violetas. La cabeza cortada canta: "Los hombres no son felices y después mueren".



***
Texto: Alejandra Pizarnik. Diarios (ed. Ana Becciu). Editorial Lumen.
Imagen: "Lo que le agua me dio" (1938), óleo de Frida Kahlo.

1 comentario:

Anxo Carracedo dijo...

Este blog es un regalo maravilloso. Muchas gracias.
Aquí mi humilde y personal homenaje a la poeta: https://artefloralpararrumiantes.wordpress.com/2014/11/20/alejandra-p/